orfandad de piel

Texto: Juan Carlos Pascual Piernagorda
Fotografia:M clover
Vives en orfandad de piel.
Vivo en latidos sordos.
Tus manos trotan indecisas bamboleándose al compás de tu caminar. Buscan en el aire que las mece la compañía de los dedos a los que hace tiempo se acostumbraron.
Yo marché y tú te fuiste, pactando un océano que nos despegue.
Ahora todo llueve. El cielo no tiene las pinceladas que pensábamos.
Dicen que todos creemos en nuestra propia realidad, y en la mía sigue inalterable tu presencia.
Porque si te peina el viento… ¿cómo no iba a hacerlo yo?

12238073_10207092850293127_2545545915160009520_o

pluma y positivado

Proyecto plumaypositivado

Texto: Sonia Neisha

Fotografía: M. Clover 

12063862_10206970957325879_3455127368725628664_nCuéntame esa canción de nuevo, recuérdame de dónde vengo.
Dime cuándo se va a acabar, miénteme, me hace falta.
El frío no me duerme, el frío sólo me agota, y hace que la herida queme.
Las sombras siempre acechan con el color de una sonrisa, con la luz de una caricia y la maldad que nunca derroché.
Sus ojos brillan en la noche, la eterna cuna del miedo que mece pero no duerme, estremece.
Cuéntame que es lo que veo, la luz que se refleja en mi piel pero a mis ojos daña.
Ese ser, parece un ángel, pero yo estoy aquí, en este infierno de verdades que antes no quería ver. No es un ángel. No eres un ángel.
Calla tu canto, sólo haz que cierre los ojos, y que la sangre se enfríe.